¿Cómo conseguir que las reuniones de trabajo sean útiles?

, , , , , ,

A menudo las empresas y los equipos de trabajo, independientemente de su tamaño, pecan de sobrecargar la agenda con reuniones que, en la mayoría de las ocasiones, terminan sin haber resuelto las cuestiones para las que se habían convocado. Al finalizar muchas de ellas, convocantes y convocados se van con una sensación no muy positiva: la de haber perdido el tiempo.

¿Cómo conseguir que las reuniones de trabajo sean útiles?

¿Cómo conseguir que las reuniones de trabajo sean útiles?

Para evitarlo, es fundamental que tanto los convocantes como los participantes sigan una serie de reglas o claves para conseguir salir de la reunión habiendo avanzado, en mayor o menor medida, en los objetivos y proyectos que la habían motivado. Es decir, habiendo logrado una reunión útil, efectiva, rápida y productiva.

Antes de la reunión:

  • Lo primero que se debe tener claro es si es necesarioconvocar la reunión o no, o si puede resolverse mediante otros canales (conversaciones one to one, email, llamada, plataformas de trabajo, etc.).
  • Si es un tema que requiere de una reunión, hay que determinarquién debe estar y quién no. Invitar a más personas no significa llegar mejor a todos los departamentos o implicados, sino, al contrario, puede diluir mensajes, cruzar y confundir ideas, y no tener claro quién debe encargarse de cada cometido. Tanto en empresas pequeñas como aquellas de mayor tamaño, deberían asistir solo quienes tengan una responsabilidad o liderazgo real en los asuntos que se tratan.
  • Es fundamental tener un orden del día, más o menos formal, que incluya objetivoslo más concretos posibles. De esta forma se limitan las divagaciones y se evita perder el rumbo de la reunión. Lo ideal, además, es circular ese orden del día previamente entre los convocados, para que tengan claro de antemano los temas a tratar y puedan preparar mejor sus intervenciones.
  • Relacionado con el anterior, es muy útil prever el tiempo máximo dedicado a la reunión y a cada uno de los puntos del orden dl día, dejando al final algo de margen por si fuera necesario. A partir de ahí, el convocante puede establecer una hora de inicio y, más importante, de fin de la reunión. La duración ideal oscila entre los 30 minutos y una hora. Para cumplir con estas previsiones, nunca viene mal recordar a los convocados que deben ser puntuales.

Durante la reunión:

  • La reunión debe comenzar a la hora prevista y seguir el ordendel día elaborado previamente. No se debe esperar a los participantes que no lleguen a tiempo, ni modificar el orden de los temas. La reunión debe reflejar la máxima formalidad.
  • A medida que se trata cada uno de los puntos del orden del día, debe haber al menos una persona encargada de anotar las aportaciones de utilidadque van sucediéndose. Durante una reunión surgirán muchas ideas y propuestas; las que deben anotarse son aquellas sobre las que la mayoría de asistentes están de acuerdo y tienen un mayor grado de concreción.
  • Ya sea durante el intercambio de ideas o bien al final de la reunión, es fundamental establecer un responsablepara la consecución de cada una de las propuestas aprobadas en la reunión, y los plazos para llevarlas a cabo. Lo importante es que no quede en el aire ni quién debe hacer cada cosa, ni cuándo, de forma que en una siguiente reunión esta persona pueda aportar información sobre el estado de la misión adjudicada.
  • Nadie debe ser solo un oyente, sino que se debe fomentar la participación. Si alguien no está siendo muy participativo, convendría que quien lidera la reunión formulara preguntas y se asegurara de que todos han aportado su visión. No por mero formalismo o cortesía, sino porque así se consigue una reunión más productiva y con mejor ritmo.
  • Si bien el intercambio de ideas siempre es positivo, la reunión no puede convertirse en una jaula de grillos. Debe quedar claro quién o quiénes son los encargados de tomar las decisiones finalesy valorar si las ideas propuestas por los participantes se van a llevar a cabo o quedarán en simples aportaciones. Es decir, quién determina lo que es trigo de lo que es paja. Es la única forma de avanzar con efectividad.
  • Antes de finalizar la reunión, y acotando claramente el tiempo, es conveniente dejar margen para dudas y preguntas.
  • Finalmente, se repasan las conclusiones, responsables y fechas. Así se eliminan posibles dudas y se reafirma la utilidad de la reunión. Enviar un email a modo de acta a los participantes –incluso a otros miembros de la empresa implicados- puede ser buena idea, preferiblemente en el mismo día.

La red de consultores de Nationale-Nederlanden creció un 10% en 2019, hasta 218 puntos de venta

, , ,

 

Nationale-Nederlanden presenta sus resultados financieros de 2019, «fruto del éxito del proceso de transformación tanto tecnológico como multidisciplinar experimentado en los últimos años», según informa la entidad.

Por canales de distribución, el canal agencial incrementa su presencia territorial en más de un 10%, lo que le ha permitido que la compañía termine el año con más de 218 puntos de venta. Y, aunque en volumen de primas totales muestra un retroceso, es un impacto esperado como consecuencia del cambio estratégico que está dirigiendo un mayor foco hacia el negocio de Protección. Nationale-Nederlanden mantiene una estrategia de crecimiento de la red con 218 puntos de venta repartidos por todo el territorio nacional.

Por su parte, los canales de banca-seguros y el dirigido a empresas (Nationale-Nederlanden Employee Benefits) son los que mayor crecimiento de negocio han registrado con un aumento del 19% y el 17%, respectivamente.

Los resultados financieros de Nationale-Nederlanden 2019 destacan por un aumento del 10,3% en el resultado operativo antes de impuestos hasta alcanzar la cifra de 39 millones de euros frente a los 36 millones del ejercicio anterior. En este crecimiento destaca el buen comportamiento de la siniestralidad en el negocio de Generales.

Además, consigue su sexto año de crecimiento consecutivo con una tasa de crecimiento anual compuesto del 14% (CAGR 2013-2019). Al mismo tiempo, estos resultados operativos, junto con una gestión más eficiente del capital, hicieron posible continuar aumentando el retorno de capital en el 2019 hasta el 16,6% (vs 13,4% en 2018).

Con un volumen de negocio en primas emitidas que asciende a los 544 millones de euros (541 millones en 2018), y un ratio de solvencia en el negocio de Vida muy destacable (232% vs 223% en 2018). La entidad destaca «el notable ritmo de crecimiento que mantiene el ramo de No Vida logrando crecer un 10,5%. Igualmente, otro aspecto a resaltar es el fuerte incremento del 29,6% en el patrimonio gestionado en Planes de Pensiones».

Nationale-Nederlanden tuvo un aumento de clientes en 2019, superando los 853.000 frente a los 800.000 del año anterior.

La compañía indica que se convierte «en una empresa 100% Agile, algo que le facilita la innovación, la omnicanalidad y la orientación hacia las personas. Esta transformación en empresa ágil ha potenciado la estrategia, que desde hace años está centrada en las personas y orientada a ofrecer a los clientes las mejores soluciones de protección, ahorro e inversión con el objetivo de convertirse en el coach financiero de las familias españolas y en el punto de referencia de la seguridad social corporativa».

Agile es para nosotros la herramienta perfecta y ha supuesto una forma de trabajar que nos ha permitido reducir nuestro tiempo de comercialización y promover una cultura empresarial experimental, permitiéndonos tener un excelente servicio al cliente y una mayor capacidad de adaptación a los cambios. Una serie de ventajas competitivas que nos ha permitido, en nuestro día a día y especialmente en estos momentos que estamos viviendo por la crisis de Covid-19, estar a la altura de las circunstancias y hacer frente y mejorar, en un mercado cada vez más cambiante y exigente, nuestra orientación al cliente y la posibilidad de satisfacer las necesidades de todos nuestros stakeholders”, ha explicado Cornelia Coman, CEO de Nationale-Nederlanden en España.

Ser ágiles nos ha permitido, además y teniendo en cuenta el contexto general, mejorar los resultados de nuestro negocio, lo que, unido al mantenimiento de nuestra estrategia de los últimos años, ha derivado en el cumplimiento de nuestros objetivos y en crecer a buen ritmo”, ha añadido Coman.

The post La red de consultores de Nationale-Nederlanden creció un 10% en 2019, hasta 218 puntos de venta appeared first on El Asesor Financiero.

Jupiter AM: Un petróleo bajo puede ser positivo para Egipto, Georgia, India o China

, , , , ,

¡

Según un análisis de de Alejandro Arévalo, Fund Manager, Emerging Market Debt (EMD) en Jupiter AM, sobre la performance de la estrategia de Jupiter AM y los temas clave que han estado moviendo los mercados emergentes estos meses y que, según Arévalo, han sido tres.

Por un lado, la industria del petróleo. Según indica Arévalo, “es probable que varias economías emergentes, como Bahrein y Omán, se vean sometidas a un estrés significativo como resultado de los precios más bajos del petróleo”. Sin embargo, tal y como señala, “no todos los países EM dependen del petróleo”, por lo que “los precios más bajos del petróleo pueden ser positivos para los países importadores de petróleo como Egipto, Georgia, India, China, Indonesia y Filipinas”.

En cuanto a las salidas de EMD, comenta el experto que “el ritmo de las salidas ha superado el de la crisis financiera mundial” de 2008 ya que, como “los ETF se han convertido en actores importantes en la clase de activos” (especialmente en bonos soberanos y en moneda local), se ha creado una “presión adicional sobre los bonos subyacentes”.

En relación al impacto del virus en las economías emergentes, Arévalo indica que, aunque “es muy difícil cuantificar o pronosticar a corto plazo cómo afectará el virus a cada economía de mercado emergente” consuela ver cómo “casi todos los gobiernos EM están replicando las acciones tomadas por los mercados desarrollados”, en términos de distanciamiento social y restricciones de viaje.

Aun así, advierte que es clave reconocer que los mercados emergentes son muy diferentes entre sí, y “el impacto del virus será muy diferente para cada país y su economía”, como sucede con México, cuyos gobernantes “no parecen darse cuenta de la gravedad del virus” o con varias naciones africanas, que, según comenta Arévalo “sufran mucho debido a los recursos limitados, los altos niveles de pobreza y la alta concentración de personas”. A esos casos se añaden los de Turquía y Sudáfrica, por ejemplo, cuyos bancos centrales “tienen municiones limitadas para inyectar liquidez en sus economías”. Por el lado contrario, señala que “puede que a otros países EM les vaya mucho mejor”, como a Asia, que “ha tenido el beneficio de ser el primero en entrar y el primero en salir” de la crisis.

Arévalo advierte que lo único seguro es que “viviremos en un mundo con déficit fiscales en aumento y las vulnerabilidades preexistentes saldrán a la luz”, aunque, como indica, “muchos países de mercados emergentes tienen mercados locales más sólidos que en la última crisis y los han estado utilizando activamente para financiarse y evitar el desajuste entre activos y pasivos”.

The post Jupiter AM: Un petróleo bajo puede ser positivo para Egipto, Georgia, India o China

Capital Group: Y ahora, ¿hacia dónde se dirigen los mercados de valores?

, , ,

Por Joyce Gordon y Jody Jonsson, gestoras de Capital Group

Las fuertes fluctuaciones en los mercados de valores provocadas por la pandemia del coronavirus han puesto a prueba la determinación de muchos inversores.

«Hemos visto cómo los mercados han caído más de un 30% en un mes, la caída más rápida registrada de esa magnitud», afirma Jody Jonsson, gestora de renta variable internacional en Capital Group. «Estamos ante una recesión verdaderamente global que ha afectado a casi todos los sectores. Esta situación puede desorientar bastante, y creo que el mercado está teniendo dificultades para evaluar la profundidad y la duración de la recesión que se avecina».

Ante la abrupta paralización de numerosas áreas de la economía global, los mercados han experimentado pérdidas y ganancias a medida que los inversores valoran el impacto potencial de las iniciativas de estímulo masivo de los Gobiernos y los bancos centrales.

Por tanto, ¿hacia dónde se dirigen los mercados de valores del mundo a partir de ahora? En una reciente llamada desde la oficina de sus casas, Jonsson y la gestora de renta variable Joyce Gordon, ambas veteranas de numerosos mercados bajistas, expusieron su visión sobre cómo capear la recesión y posicionar las carteras para el futuro.

¿Cuánto durará este mercado bajista?

Jonsson: “La recuperación puede ir en la misma dirección del virus: de este a oeste. De hecho, podemos ver que el mercado de China ya ha empezado a recuperarse, tras sufrir caídas de alrededor del 10% en el primer trimestre. En cuanto el número de casos de coronavirus se estabilizó, el mercado comenzó a recuperarse. Creo que en EE.UU. y Europa sucederá lo mismo. ¿Cuándo se aplanará la curva? Como inversora, quiero anticipar el momento en el que esas cifras se estabilicen. La clave reside en hacer lo que siempre hacemos: mantener nuestro enfoque a largo plazo. En momentos como los que estamos viviendo, puede ser muy difícil mirar más allá de los próximos días. Creo que ser capaces de ampliar nuestro horizonte temporal a meses o años contribuirá a aprovechar las mejores oportunidades de inversión a largo plazo”.

Gordon: “He vivido numerosos mercados bajistas a lo largo de mis 39 años de carrera profesional. Si bien todos son diferentes, tienen claros puntos en común: Se pasa mal cuando estás en medio del túnel, pero siempre hemos logrado salir de él en buenas condiciones. Es muy difícil determinar el momento exacto de una recuperación: a veces el mercado rebota y se recupera muy rápidamente. Dicho esto, aunque tengo la esperanza de que haya una recuperación en forma de V, no creo que se produzca. Creo más bien que se producirá una recuperación en forma de U, que tardará cierto tiempo y dependerá en gran medida de la disminución de los nuevos casos de contagio por el virus”.

¿Están haciendo cambios en las carteras durante este complicado periodo?

Jonsson: “Pienso en mis carteras clasificadas en tres grupos. El primero incluye las compañías que, en mi opinión, ni sufrirán muchos cambios ni se beneficiarán a consecuencia de la situación actual. Por ejemplo, se incluirían algunos fabricantes de dispositivos médicos o acciones tecnológicas que dan respuesta al aumento mundial del uso de Internet, una tendencia que probablemente se mantendrá incluso cuando el virus se aplaque. El segundo son las acciones que se vieron muy afectadas al principio, pero que no creo que sufran daños a largo plazo. En esta categoría podemos incluir algunas de las grandes compañías de pagos. En esos casos, buscaré oportunidades para aumentar mis posiciones cuando los precios de las acciones estén bajando. El tercer grupo incluye compañías e industrias que podrían verse más afectadas estructuralmente si la situación perdura, como por ejemplo algunas compañías del sector turístico. Dentro de este grupo, nos interesa tratar de determinar cuánto tiempo pueden mantenerse con ingresos muy bajos o nulos”.

Gordon: “Durante este periodo hemos estado más ocupados de lo habitual vendiendo algunos valores que creemos que tendrán muchas más desventajas, y comprando aquellos que creemos que han sido castigados indebidamente. Estoy elaborando una lista de compañías que considero excelentes, en las que podemos tener la insólita oportunidad de invertir con rendimientos de dividendos del 3% o superiores. Si los mercados descienden aún más, buscaré oportunidades para invertir el efectivo que tengo. Estoy buscando compañías cuyos ingresos se mantengan en buen estado en medio de esta crisis, por ejemplo, algunas compañías de alimentos y empresas de servicios públicos. Además, me centraré en compañías con apalancamiento relativamente bajo. Como inversora suelo tener una actitud defensiva, por tanto, actuaré con mucha cautela hasta que vea signos de que hemos superado la peor parte de todo esto. Cuando llegue ese momento, intentaré invertir en compañías con mayor exposición a una recuperación. Por ejemplo, algunos de los contratistas aeroespaciales y de defensa podrían ser atractivos una vez que esta situación haya terminado”.

Dada la naturaleza global de esta crisis, ¿cómo se verán afectadas las multinacionales?

Jonsson: “Las compañías multinacionales han afrontado grandes desafíos a lo largo del último año, empezando por la guerra comercial. Muchos inversores vaticinaron que estas empresas se verían en desventaja por su exposición a China, pero hemos observado que las multinacionales han resistido. Hoy, muchas compañías globales tienen sólidos balances y flujos de efectivo, así como acceso a crédito, lo cual es particularmente importante en el entorno actual. Es posible que las empresas más pequeñas descubran que no tienen tanto acceso a la liquidez. Cuando salgamos de esta situación, podremos ver que algunas industrias se consolidan más. Esto se debe a que los fuertes se fortalecen aún más gracias a su flexibilidad y a un mejor acceso a los recursos”.

“Mi previsión es que las compañías se replantearán sus cadenas de suministro y su dependencia de China a fin de aumentar su resiliencia. Cuando las compañías maximizan su eficiencia para aumentar los márgenes, a menudo descubren que tienen márgenes de error más estrechos, y eso es un problema en este entorno. Creo que veremos compañías que se gestionan a sí mismas con un poco más de flexibilidad, un poco más de redundancia, múltiples proveedores y múltiples ubicaciones”.

“Es posible que veamos un renacimiento industrial en EE.UU. a medida que las compañías vayan haciendo esfuerzos para aumentar su resistencia al finalizar esta crisis. Ya hemos visto las primeras etapas de esta tendencia en tecnología, con compañías como Taiwan Semiconductor, por ejemplo. Pero ahora también estamos empezando a verlo en el ámbito farmacéutico, ya que muchos de los compuestos necesarios para las terapias se fabrican solo en China”.

¿Cómo se mantienen las áreas defensivas del mercado?

Gordon: “Por lo general, las inversiones tradicionalmente defensivas se han mantenido bien, pero hay excepciones. La energía, uno de los sectores de mayor rendimiento, ha sido el más afectado por esta disminución, ya que ha hecho frente a perturbaciones tanto de oferta como de demanda. Tuvimos una desaceleración económica que está perjudicando la demanda de petróleo cuando Arabia Saudí y Rusia no pudieron ponerse de acuerdo sobre los recortes de producción y comenzaron a inundar el mercado con petróleo. La parte positiva es que las compañías de productos básicos de consumo, atención médica y algunos contratistas de defensa —es decir, las empresas cuyos ingresos tienden a mantenerse mejor durante las recesiones— también han resistido en relación con el mercado más amplio”.

“Dentro de los sectores, estamos viendo que las compañías con balances sólidos y poca deuda se han visto menos afectadas que las compañías con mayor apalancamiento, lo que era de esperar. Antes de la noticia del coronavirus, ya estaba centrada en compañías que pagaban dividendos con menor apalancamiento y un fuerte flujo de efectivo libre. Las compañías con apalancamiento excesivo pueden correr el riesgo de recortar dividendos”.

“Hemos visto a muchas compañías recortar, eliminar o suspender sus dividendos en el entorno extremo actual. Algunas lo hacen por mayor precaución a fin de asegurarse de tener suficiente efectivo para resistir un periodo difícil. En otros casos, pueden sufrir la presión de agencias de calificación o Gobiernos, como ha ocurrido recientemente en Francia. Es probable que veamos más recortes de dividendos, por eso, nos estamos esforzando para tratar de anticiparlos”.

¿Qué sectores pueden sacarnos de la recesión?

Jonsson: “La tecnología no suele ser defensiva, pero en la recesión actual, algunas compañías tecnológicas líderes como Amazon han actuado de manera algo defensiva porque se están beneficiando del distanciamiento físico y las políticas de confinamiento. Lo que me ha llamado la atención en particular es que no solo las acciones baratas se han mantenido. Por ejemplo, tengo un fabricante europeo de equipos médicos que recientemente cotizaba a más de 40 veces sus beneficios. Debido a que la demanda de sus productos es tan constante y recurrente, el precio de las acciones no ha cambiado mucho durante este período. Por lo tanto, estoy teniendo en cuenta la resistencia de las empresas en lugar de solo lo que pago por ellas, como forma de guiarme respecto de lo que podría ser defensivo si esto se prolonga. Si evitamos una recesión prolongada pero entramos en un periodo de crecimiento más lento debido a una mayor deuda del Gobierno, creo que a esas compañías en crecimiento puede irles bien en ese entorno”.

Gordon: “Las acciones de compañías de atención médica también se han mantenido relativamente bien. Muchas de estas compañías tienen la oportunidad de desarrollar un medicamento que podría combatir el coronavirus, mientras que otras se están preparando para fabricar los tan necesarios equipos para realizar pruebas. Y, dada la crisis en la que nos encontramos, pienso que el Congreso ejercerá menos presión sobre el precio de los medicamentos. Así que a las compañías farmacéuticas estadounidenses les puede ir bien en este contexto. Es probable que las compañías que fabrican dispositivos para prótesis de rodilla o cadera, por ejemplo, sufran recortes de manera temporal, ya que muchas de esas cirugías se pospondrán. Pero no creo que la demanda desaparezca; simplemente se aplazará y la situación de estas compañías mejorará tal vez dentro de un año o 18 meses”.

¿Qué pueden hacer los inversores para mantener la calma durante este periodo?

Gordon: “Evitar consultar el mercado todos los días. Eso solo provoca más ansiedad. Momentos como este pueden ser desconcertantes, pero recuerde que el precio de las acciones solo es relevante cuando compra y cuando vende. Recuerde también que, si bien sus clientes pueden sentirse desesperanzados porque no están haciendo nada, están sucediendo muchas cosas en segundo plano, al tiempo que buscamos oportunidades para actualizar las carteras y probar la resistencia de las compañías en las que invertimos. Disponemos de muchos recursos, incluido un gran equipo global de analistas de inversiones que cuenta con una gran experiencia. Por ejemplo, tenemos analistas del ámbito de la atención médica que anteriormente han trabajado como médicos y, a mi entender, son los mejores de la industria”.

Jonsson: “Hay mucha ansiedad y miedo en el mercado, y me parece importante inclinarse hacia el otro lado cuando el sentimiento se descompensa. Ante tanta negatividad, intento dar cabida a la posibilidad de sorpresas positivas. Quizás la situación actual no sea tan mala como parece, o quizás logremos resolver esto. Quizás el tradicional ingenio científico dé con algunas soluciones formidables. Pero lo fundamental es no perder de vista el largo plazo y ver esta recesión como una oportunidad para invertir en determinadas compañías de calidad a precios atractivos”.

The post Capital Group: Y ahora, ¿hacia dónde se dirigen los mercados de valores?

EFPA España y Finect fomentan la formación continuada de sus miembros certificados

,

EFPA España y Finect han llegado a un acuerdo de colaboración para que los miembros certificados por EFPA España puedan sumar horas de formación y recertificación. La actividad se llevará a cabo a través de una serie de videoentrevistas para todos los miembros con certificación EIA, EIP, EFA y EFP. Gracias a este acuerdo entre EFPA España y Finect, los asesores financieros podrán mejorar su cualificación profesional mediante formación continua en casa, durante esta situación excepcional provocada por el Covid-19.

Con una periodicidad quincenal, EFPA España ofrecerá tres vídeos diferentes en la intranet de la Web, para que los miembros certificados por EFPA España puedan visualizarlos y seguidamente, estos completen el test. De este modo, una vez se haya superado la prueba, se computará una hora de formación continua para la recertificación EIA, EIP, EFA y EFP.

Este acuerdo se convierte en un paso más para apoyar la formación continuada de los más de 35.000 asociados de EFPA España y la recertificación de sus horas, ante el estado de alarma derivado de la emergencia sanitaria, que ha provocado el aplazamiento o la cancelación de multitud de eventos y cursos formativos en el sector financiero.

Ante este escenario en el que nos encontramos, los recursos digitales se convierten en los protagonistas para poder seguir ofreciendo actividades de formación. Entre las primeras videoentrevistas se encontrarán profesionales de sector financiero como Gonzalo Azcoitia, director para Iberia de Jupiter AM; Juan Cruz, director de inversiones de Cygnus; y Sasha Evers, director general de BNY Mellon IM para Iberia y Latam, que se centrarán en temas referentes a renta fija, petróleo y actualidad de mercado.

EFPA España, apoyando la formación

EFPA España continúa con su compromiso por facilitar la formación y certificación de sus más de 35.000 miembros certificados y mantiene su actividad en el estado de alarma, celebrando conferencias digitales, a través de sus aulas virtuales, webinars con la participación de los mejores expertos, así como mediante la elaboración de tests asociados a los informes de EFPA research, relacionados con tendencias macro y de mercados, inversiones alternativas, nuevas estrategias de gestión…

Finect, pieza de unión entre inversores y profesionales

Finect continúa trabajando en el acercamiento del ahorro y la inversión a la sociedad, adaptándose a las nuevas circunstancias de crisis sanitaria y económica. Junto a los expertos del sector se esfuerza ahora más, si cabe, en realizar contenidos financieros a través de todos sus canales. Entrevistas en formato vídeo, podcast y artículos sobre los nuevos y extraordinarios acontecimientos que han llegado a los mercados y a la sociedad mundial; resolviendo las dudas de su comunidad en directos realizados en Youtube, y a través del espacio en su web de preguntas y respuestas; y, más que nunca, siendo un punto de unión entre inversores y profesionales, ayudándoles a encontrar la solución que más se adapte a sus objetivos e intereses personales.

The post EFPA España y Finect fomentan la formación continuada de sus miembros certificados

IEAF hará exámenes online para las certificaciones de MiFID II y la Ley Hipotecaria

, , , , ,

El Instituto Español de Analistas Financieros (IEAF) ha puesto en marcha el procedimiento necesario para la realización de los exámenes online para obtener las certificaciones de asesor e informador financiero validadas por la CNMV para cumplir con MiFID II; y las certificaciones exigidas por el Banco de España para cumplir con la Ley Hipotecaria (LCCI).

El Instituto Español de Analistas Financieros (IEAF) está trabajando ya para realizar exámenes online a partir de la segunda quincena de mayo, de cara a obtener las certificaciones profesionales exigidas por la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) para cumplir con MiFID II. Y por el Banco de España para reunir los requisitos que se establecen en la Ley de Contratos de Crédito Inmobiliario (LCCI), conocida como Ley Hipotecaria.

Tanto la CNMV como el Banco de España han publicado comunicaciones en relación a la posibilidad de realizar, de forma excepcional y temporal, los exámenes de certificación a distancia debido a la situación derivada de la pandemia provocada por el Covid-19.

En cuanto se permita nuevamente la realización de exámenes de forma presencial el IEAF volverá a publicar convocatorias presenciales; pero, por el momento, únicamente se realizarán los exámenes en formato online.

El IEAF quiere de esta forma facilitar a todos los profesionales el cumplimiento de las exigencias normativas. El IEAF informará de los detalles de las nuevas convocatorias de exámenes en su página web en cuanto estén ultimadas.

 

Elena Villalba, directora general de Mirabaud Asset Management para Iberia y Latam

, ,

Por Elena Villalba, directora general de Mirabaud Asset Management para Iberia y Latam

Es difícil hablar de tomar posiciones en medio de un “tsunami” como el que estamos viviendo, pero es en estos momentos cuando el mercado nos ofrecerá grandes oportunidades si tenemos puesto el foco en el largo plazo y estamos en buenas manos. Las ventas indiscriminadas están impactando fuertemente a lo “bueno, lo malo y lo regular”, y existen empresas y mercados de alta calidad cuyas valoraciones empiezan a ser muy interesantes.

 

Desde Mirabaud consideramos que las compañías suizas de pequeña y mediana capitalización son una alternativa para tener en el radar. Se caracterizan por su calidad, muy valorada a nivel mundial, y por un importante carácter innovador. Así lo reflejan los índices de referencia, situando el activo en uno de los más rentables históricamente. Hablamos de compañías que, desde hace décadas, muestran crecimientos sólidos y rentabilidades muy interesantes, muy por encima de otros índices de referencia de renta variable. En este sentido, es muy ilustrativo que, desde el 1 de marzo de 1996 al 3 de abril de 2020, el índice de pequeñas y medianas compañías suizas, el SPI Extra (TR) CHF, arroje una rentabilidad del 827%, frente al 496% del SP 500 (TR, SPXT) CHF y el 256% del MSCI Europe (TR Net) CHF.

Mirabaud- Equities Swiss Small and Mid cap, uno de los “buque insignia” de Mirabaud, es un fondo que llevamos gestionando desde hace 15 años y que cuenta con 836 millones de francos suizos bajo gestión. Cuenta con una clase en euros, donde el partícipe tiene exposición directa al franco suizo, ya que la divisa no está cubierta. Por lo tanto, el inversor a su vez diversifica su cartera con otra divisa de un país con un entorno económico muy sólido, como Suiza.

El fondo, liderado sobre la base de una gestión activa y de convicción por Paul Schibli, máximo responsable de renta variable suiza de Mirabaud Asset Management, tiene como objetivo superar la rentabilidad del SPI EXTRA Index. Para ello, la selección de valores se sustenta en un análisis “bottom up” estructurado de las empresas y en el que las inversiones principales se centran en acciones value (40%) y growth (60%) de calidad que presentan valoraciones razonables. La cartera se concentra en entre 40 y 50 valores, con un reparto del 75% en compañías suizas de mediana capitalización y el 25% en aquellas otras de pequeña capitalización. Se trata, así, de un ejemplo que muestra dos puntos a favor de la estrategia de diversificación a la que antes nos referíamos: exposición a un tejido empresarial de mucha calidad y la exposición al franco suizo.

El fondo fue galardonado en 2015 con el premio Lipper a 10 años. Desde su lanzamiento, en agosto de 2005, acumula una rentabilidad del 285%, frente al 185% de su índice de referencia (SPI Extra) y una rentabilidad anualizada del 9,6% frente al 7.4% del SPI Extra a cierre del 24 de abril de 2020.

Como expresaba al inicio de este artículo, la situación de mercado es complicada, pero no es menos cierto que algunos valores han reaccionado de forma exagerada y ofrecen un enorme potencial a largo plazo. Las preguntas que, de momento, no tienen respuesta son cuánto durará la emergencia económica o cuándo y cómo se restablecerá la actividad. Hasta que podamos ver el puerto tras atravesar la tormenta hemos de estar preparados para enfrentarnos a unos mercados dominados por una alta incertidumbre y volatilidad.

En este entorno, creemos que lo mejor es ser extremadamente selectivos, y optar por compañías con modelos comerciales estables y una probada calidad en la gestión.

Aunque somos conscientes de que el potencial alcista a corto plazo es limitado y que llevará algún tiempo volver a los niveles previos a la pandemia, creemos que el actual -y profundo- retroceso genera oportunidades al largo plazo. Cuando los inversores comiencen a mirar más allá del Covid-19 y empiecen a aliviarse los bloqueos por parte de los gobiernos, aparentemente entre finales de abril y finales de mayo, se abrirá un nuevo horizonte.

The post Mirabaud: Small & Mid Cap suizas y franco suizo, activos que deberías tener ya en el radar appeared first on El Asesor Financiero.

El papel del Director Financiero en tiempos de la COVID-19

,

Argelia Garcia, CEO de ToGrowfy, reflexiona sobre la situación que están viviendo la mayor parte de empresas y sobre el papel del Director Financiero en este contexto.

Defiende la importancia de pagar las facturas, pagar es vital, así como de controlar las salidas de cash innecesarias y tener un plan de contingencia. A su vez, recuerda la importancia de pensar en nuevas fuentes de ingresos, de vender servicios i/o productos que no son nuestro core business y que, incluso, nunca hubiéramos imaginado que venderíamos. Y para eso es clave escuchar a nuestros clientes, saber qué necesitan y cómo podemos ayudarles. También habla de liderazgo y de emociones, de estar ahora más que nunca al lado del equipo, cuidar de él. El objetivo de todas estas medidas es, entre todos, reducir el impacto de la COVID-19 en nuestras empresas.

Hacer todo lo que sea necesario para “aplanar la curva”

, , ,

En las primeras fases de la expansión del coronavirus no ha existido consenso sobre la estrategia que debía seguirse para frenarla. Pero a medida que se ha constatado la rapidez del contagio y se ha incrementado el número de fallecidos, se ha ido imponiendo la de “aplanar la curva”. O, dicho de otra forma, “hacer todo lo que sea necesario” para impedir la expansión del virus: confinamiento y reducción de la producción. Cueste lo que cueste en términos de PIB. Así, se ha priorizado reducir los contagios y las muertes sin tener en consideración el impacto económico. O, tal vez, precisamente por eso: contener la pandemia lo antes posible es la mejor forma de evitar una crisis económica duradera. El tiempo dirá qué estrategia es la más acertada y sentará un precedente de actuación para la próxima pandemia.

Aplanar la curva

David Cano

Lo que está claro que vamos a asistir a la mayor recesión económica de la Historia. Todavía es pronto para poder cuantificarla, y cualquier previsión está supeditada al marco temporal de la crisis sanitaria: sin fin del coronavirus no habrá fin de la recesión. El consenso habla de una caída del PIB del 20% en términos anualizados, de tal forma que, si la crisis dura dos trimestres, la corrección sería del 10%. Cálculo “sencillo” muy sujeto, insisto, a muchos supuestos sobre los que ahora tenemos poca visibilidad. Pero es posible afirmar que la perturbación económica será la más importante jamás vista. Más aún que en la Gran Depresión de los años 30 o en las Guerras Mundiales.

Pero respecto a estas recesiones, ahora contamos con herramientas. Me refiero a la política monetaria y a la política fiscal que, en estas circunstancias, no están agotadas. Ni mucho menos. Los estímulos, vía gasto público, van a ser de una intensidad jamás antes vistos. Esta puede ser la gran diferencia respecto a la crisis de los años 30. La rapidez y contundencia de la reacción de las autoridades económicas. Junto con la de los bancos centrales. Aquellos que han podido (EEUU o el Banco de Inglaterra) han recortado los tipos de interés hasta situarlos en el 0,0%.

David Cano

Y todos ha reeditado los programas de medidas no convencionales (inyección de liquidez y compra de activos de renta fija). Éstas fueron diseñadas entre 2008 y 2009. Entonces se tardó mucho más tiempo en concebirlas, aprobarlas e implantarlas. Y en cierto modo porque la Gran Crisis Financiera Global (también denominada Gran Recesión) fue mucho más compleja (una crisis financiera con origen en el centro del sistema). Ahora nos parece que no, que todo el mundo la entendía. Caemos en el sesgo retrospectivo y nuestra memoria nos falla. Pero primero fue una crisis de liquidez en el mercado interbancario (verano de 2007), luego un problema de solvencia de algunas entidades, luego el efecto sistémico de Lehman (septiembre de 2008), luego la crisis económica (primera mitad de 2009), el bucle diabólico (Ontiveros), luego el riesgo de ruptura de la UME (2011-2012). ¡Aquella crisis fue mucho más compleja que esta! Y, además, una parte de los países (y economistas) estaban en contra de la batería de medidas no convencionales que, tarde o temprano (en algunos casos, como en la UME, demasiado tarde) se adoptaron. Ahora ha sido cuestión de unos pocos días (entre 5 y 15) y aunque algunas autoridades han cometido algún traspiés de comunicación (Lagarde, 12 de marzo y el gobernador del Banco de Austria, 18 de marzo) nadie duda de que harán “todo lo que sea necesario”, ahora en el terreno de la economía, para mitigar los efectos de la recesión y, sobre todo, para evitar daños estructurales. La clave es que no se produzcan “rupturas irreparables” en el tejido productivo y que éste esté operativo para que el día después (el D+1) se pueda reactivar la actividad en el menor tiempo posible. Para ello, será clave que toda esa liquidez que van a inyectar los bancos centrales llegue a las empresas (y en especial, a las PYMES) y a las familias vía canal bancario. Toda una oportunidad para que las entidades crediticias recuperen su merecido protagonismo y el apoyo de los ciudadanos.

David Cano Martínez
@david_cano_m

El proceso de Consolidación durante el confinamiento

, ,

En estos momentos, en los que la situación nos lleva a tomar decisiones rápidas, disponer de la información financiera consolidada de nuestra compañía es clave. Ahora más que nunca es necesario minimizar riesgos y, si tenemos en cuenta que el teletrabajo se ha convertido en la tónica general, es fundamental llevar a cabo el proceso de consolidación de manera minuciosa siguiendo todos y cada uno de los puntos para tener en cuenta.

¿Cuándo es necesaria la consolidación de cuentas?

La consolidación de las cuentas es un paso obligatorio para las empresas que superan un determinado umbral:

  • Un volumen de negocios mayor o igual a 22,8 millones de euros.
  • Un total de balance mayor o igual a 11,4 millones de euros.
  • Una media de 250 empleados.
  • Además, también puede ser útil para comunicar una visión financiera del grupo y facilitar la toma de decisiones.

¿Cómo se preparan los estados financieros consolidados?

Primero es necesario definir el alcance de la consolidación. Debemos revisar los estados financieros de la empresa matriz para que sean coherentes con las normas del Grupo y de la consolidación. Después de esto, es preciso seguir los siguientes pasos:

  • Conversión de los estados financieros de la sociedad matriz convirtiéndolos a la divisa del grupo.
  • Integrar los balances y las cuentas de resultados de las empresas y convertirlos según el método de integración.
  • Eliminar las transacciones recíprocas y no recíprocas entre empresas.
  • Procesamiento de las entradas de participación en el capital.
  • Preparar los estados financieros consolidados.

¿Cómo puedo realizar con éxito el proceso de consolidación?

La previsión y el control son fundamentales. Por ello, el proceso de consolidación no puede ser improvisado y requiere la aplicación de un enfoque bien anticipado y adaptado a los grupos que lo lleven a cabo. La elaboración de un calendario de aplicación es esencial y depende de un cierto número de factores específicos de cada uno de los organismos que componen el grupo:

  • La periodicidad en cuanto a la publicación y la auditoría obligatorias de los estados financieros consolidados estatutarios.
  • Periodicidad de la preparación voluntaria de los estados financieros consolidados.
  • Periodicidad en cuanto a la preparación de ciertas medidas como la identificación y conciliación de las operaciones intragrupo.
  • Fecha de cierre de los estados financieros de la empresa.

¿Puede la situación de confinamiento actual influir negativamente?

Si no tenemos muy presentes ciertos aspectos, desde luego que sí. Ahora no es el momento de arriesgarse: los equipos están teletrabajando, la comunicación puede verse afectada y la información puede no ser la correcta por no tener los datos exactos en tiempo real.

En estos momentos, disponer de la información financiera consolidada de nuestra compañía, es clave para los departamentos financieros. La tecnología es al aliado perfecto para ello: con una herramienta de consolidación adecuada, podemos gestionar la consolidación de las cuentas de forma colaborativa, a distancia y contando siempre con todos los datos en tiempo real. De esta manera, minimizamos riesgos y es posible continuar realizando nuestro trabajo normalmente.